Durante la mayor parte de mi vida, el deporte ha formado parte de ella y, aún así, fue fácil acomodarse en el sedentarismo por casi tres largos años. Dejar de fumar fue una de las primeras decisiones que me valieron para retomar una vida activa de verdad y hay que prepararse mentalmente para todos los cambios que supondrá. Cambios a mejor, sin lugar a dudas.

GOFIT

Incluir el deporte en tu vida diaria no sólo mejora la calidad de la misma en lo referente a la salud, sino que además aumenta la autoestima y las ganas de comerse el mundo. Te sientes más activo, más feliz; vas mejorando la condición física y otorgándole a la mente buenas dosis de energía que repercutirán en el estado de ánimo. Una vez acostumbras al cuerpo y la mente a realizar series de ejercicios todos los días, cuando fallas, lo notas.

Mens sana in corpore sano. (Sátira X, 365 – Sátiras de Juvenal)

 

Ni soy experta en deporte o nutrición, ni considero que tenga la verdad absoluta de nada, por lo que este post no quiere hacer alusión a ello como si de consejos a seguir se tratara. Para ello, os recomendaría el programa de La Báscula con sus expertos asesores (nutricionistas, endocrinos, etc.) o las rutinas de ejercicio de Sergio Peinado.

Lo que realmente quiero compartir con vosotros es mi opinión al respecto de las mejoras saludables que he ido adquiriendo nuevamente al retomar la vida activa con una buena alimentación y ejercicios diarios, siendo estos últimos realizados en el Centro Deportivo GO FIT. Básicamente, como de todo controlando las cantidades (hábitos que he ido adquiriendo al tragarme el programa mencionado) y os voy a dejar a continuación las rutinas de ejercicios que suelo hacer cada semana en dicho gimnasio, algo que me está dando mucha vida.

Vive más y mejor. (Go Fit)

El susodicho centro presenta una Sala Fitness con gran equipamiento de la marca Technogym para hacer ejercicios de todo tipo en un espacio bastante amplio. Además, presenta una Zona de aguas con circuito hidrotermal, piscinas climatizadas, parking gratuito por 2 horas y actividades dirigidas.

A mí personalmente me gusta entrenar de lunes a viernes, dejando el fin de semana para descansar. Suelo dejar uno de esos días para dedicarme a la tonificación muscular, siempre y cuando no haya podido apuntarme a alguna clase dirigida. Por regla general, las actividades propuestas por el centro son lo que más me gustan: activas, divertidas y motivacionales. Sobre todo por los Instructores quienes además de ser profesionales, tienen dedicación y una sonrisa en la boca siempre para todos nosotros. A continuación os pondré las que suelo realizar y en qué consisten.

  • ZUMBA.

Clases de tonificación con ejercicio cardiovascular mezclando diferentes estilos latinos como el reggaetón, la salsa, la cumbia, merengue, samba, calipso, funky, etc.

  • ADAPTIV BOX.

Entrenamiento de combate, boxeo y kickboxing o lo que es lo mismo, puños, patadas y esquivas. A veces incluso se añaden otras técnicas como el Tai Chi o el Capoeira y, en conjunto, es una actividad de lo más completa. Confieso que es mi gran favorita y eso que zumba la repito por varios días.

  • COREBAR.

Recibe tal nombre por la barra que se emplea en esta actividad de alta intensidad, en la cual se combinan actividades de acondicionamiento físico (como la fuerza, la orientación cardiovascular, estática, dinámica, equilibrio y tonificación). Con la barra podemos mantener el cuerpo en una posición correcta, sobre todo en lo que respecta a la columna a la hora de realizar los diversos movimientos, en los que se emplean diferentes giros para dicha zona. Estos dos casos son de intensidad elevada, pero se les coge mucho vicio.

  • ADAPTIV STEP.

Entrenamiento físico de bajo impacto en el que se requiere resistencia, flexibilidad, cordinación y fuerza. Siguiendo el ritmo de la música como en todas estas actividades mencionadas, tendremos una coreografía sobre el step (escalón), subiendo y bajando del mismo y haciendo giros sobre él. Permite realizar un trabajo cardiovascular y muscular al mismo tiempo, poniendo a prueba tus habilidades de coordinación y, si me apuras, memorización de los pasos. Por contra de lo que pueda parecer, no paras de moverte constantemente.

Por supuesto, tal y como veréis en el enlace que os he dejado más arriba, hay un sinfín de actividades que se pueden seleccionar y disfrutar, además de poder ir a tu ritmo sin necesidad de un instructor. No obstante, estas son las clases que os recomendaría en el caso de que estéis apuntados u os estéis pensando todavía si mover o no el culete.

No se trata de una campaña para que os apuntéis a GO FIT porque sí, pero es un centro deportivo muy completo en el que yo por lo menos me siento mucho más que cómoda, me lo paso fenomenal y entreno a diario con muchas ganas.

¿Y vosotros? ¿Qué hacéis para entrenar vuestro cuerpo? ¿Y vuestra mente?