Las Instagram Stories han llegado para quedarse. Todo comenzó con la aplicación de Snapchat, y luego los grandes del mercado como Instagram, Facebook, WhatsApp y Youtube adoptaron en sus plataformas esta forma dinámica de contar historias, de este modo, se estandarizó como un formato para hacer contenido, una manera efectiva de interactuar y para las marcas, una ventana de posibilidades al momento de aumentar el engagement de su audiencia.

 

Pueden ser pocas las personas que no hayan visto un storie, solo basta algunos segundos para crear y consumir contenido en este formato, y su efímera duración de 24 horas, no demanda una mayor producción. Así es como entonces se convierte en una de las formas más simples de interactuar con nuestros seguidores. Pero, como marca debemos detenernos a estudiar el potencial que podría significar los Stories en Instagram para el éxito de nuestras estrategias de Marketing de Contenidos.

Ahora bien, las estrategias que apliquemos utilizando las historias como canal deben centrarse en las conexiones que podemos impulsar con nuestra audiencia por medio de este formato. Ya que para objetivos como ser visibles o aumentar ventas, contamos con otros tipos de contenido que podrían resultar mucho más útiles. En este caso, el objetivo debe ser conectar realmente con tus seguidores, incluso dejar de llamarlos seguidores para convertirlos en tu comunidad.

Y como este tipo de conexiones solo las podemos alcanzar mostrando nuestra versión más real, por su parte, Chalene Johnson, una de las autoras más vendidas del New York Times por ser experta en salud y estilo de vida, explicaba que una de las ventajas que permite el formato de las stories. A diferencia de los post tradicionales, incluso en la misma plataforma de Instagram, es que se alejaba de esa necesidad de ser perfectos y permitía abrir paso a los espontáneo y lo real. Dando lugar a conexiones mucho más profundas.

 

 

Historias integradas a tu estrategia de contenido

Las historias, como cualquier formato integrado a una estrategia de contenido, deben generar impacto. Y para esto debemos conocer a nuestra audiencia y la naturaleza del canal que hemos seleccionado.

En el caso de la audiencia, tu estrategia debe incluir un estudio de los hábitos de consumo de tu buyer persona, qué contenido le gusta, cómo es la forma más efectiva de presentarlo, y qué narrativa necesitas para mejorar el alcance del mensaje.

Ahora en lo que respecta a las Stories, como canal, debemos considerar que la espontaneidad reina en este formato. Y esta es precisamente la razón de ser de las historias: un contenido totalmente natural, que es capaz de mostrar la versión más real de los usuarios, y es este su potencial al momento de conectar con la audiencia.

Los usuarios de Instagram han utilizado este canal para mostrar pequeños segundos de su día a día. Estos momentos que son capaces de generar grandes impactos en sus seguidores por el hecho de contar historias. En cuanto a las marcas, este es el recurso que debe aprovechar de las stories y hacer de ellas una oportunidad para humanizar su imagen y conectar de forma más auténtica.

Ya comentaba Olga Rabo, autora de la web especializada en Marketing de Contenidos, Content Marketing Institute, que “Más de 300 millones de usuarios ven las historias de Instagram todos los días y un tercio de las historias más vistas provienen de empresas . Ya no se trata de si debes usar Historias en tu estrategia de Instagram, sino de cómo debes hacerlo.

Esto quiere decir que, debemos asegurarnos que nuestra presencia en Instagram Stories sea la más favorable para el cumplimiento de nuestros objetivos con el Marketing de Contenidos. No solo se trata de compartir algunos segundos con la audiencia, este formato debe ser utilizado de forma estratégica.

 

 

¿Por qué en Instagram?

Esta red social se está convirtiendo cada vez en algo más comercial. Incluso, ya se pueden efectuar transacciones de compras reales directamente en los post y publicaciones de perfiles de empresa. Y este es tan solo unos de los tantos motivos por los que Instagram es la plataforma ideal para impulsar marcas.

A diferencia de otras plataformas donde también se pueden compartir historias, en el caso de Instagram encontramos una mayor variedad de funciones que permiten recrear distintas experiencias en el mismo formato.

 

Menciones: deja que tu audiencia cuente la historia

Tal como sucede en los post, en las stories también podemos mencionar otros usuarios e interactuar de esta forma. La verdadera ventaja es que podemos compartir en nuestras propias historias las menciones que hemos recibido, y nuestros usuarios verán las historias de quienes han interactuado con nosotros.

Ahora bien, de forma estratégica se puede sacar ventaja de este tipo de interacción para promover el contenido creado por tus seguidores relacionado a la marca. Claro está, siempre que los invites a mencionarte.

En este sentido, se aumentará la confianza de otros seguidores al ver que la marca cuenta con una comunidad estable que, además, responde a interacciones.

 

 

Enlaces directos: genera call to actions

Otras de las ventajas que podemos encontrar en este formato es la posibilidad de agregar enlaces directos a otras plataformas, e incluso al propio sitio web de la marca. Esto abre muchas oportunidades para sumar tráfico de visitas en otros canales de la marca y para generar call to actions.

Aunque, hay que tener en cuenta que esta opción no está disponible para todas las cuentas, en primer lugar, hay que contar con un perfil de empresa, y superar los 10.000 seguidores.

 

Encuestas: conoce a tu audiencia

A través de las actualizaciones, Instagram siguió sumando formas de interactuar con la audiencia por medio de las stories, siendo una experiencia totalmente distinta a los tradicionales post. Esto se debe a que el espectador tiene la oportunidad de hacer una acción en la story, en este caso, decidir entre una de las opciones de la encuesta.

Por tanto, lo seguidores no solo son los receptores de un mensaje, sino que en cuestión de segundos emiten una reacción. Inicialmente, el sticker de la encuesta permite seleccionar entre dos opciones “sí” o “no”. Pero el usuario, de acuerdo a su pregunta, puede editar estas opciones.

Y tal como lo haría un complejo estudio de mercado, aplicar encuestas directamente a los consumidores y seguidores de la marca, permite adquirir datos relevantes para las estrategias de mercadeo. Sin duda, esta se convierte en una oportuna única para hacer contenido interactivo, y al mismo tiempo conocer a nuestra audiencia.

 

Preguntas: conviértete en un líder de opinión

Luego de las encuestas, las Instagram Stories revolucionaron para ampliar las posibilidades de interacción, y se actualizó para poner a disposición de los usuarios el nuevo sticker de preguntas. Entonces, el dueño de la cuenta coloca este sticker en sus stories y los usuarios pueden interactuar generando preguntas abiertas.

Aquí cambia un poco la dinámica como se había planteado anteriormente: ahora no es la marca quien hace preguntas, sino la audiencia quien tiene el control de ellas.

Además, otra ventaja de esta interacción se puede encontrar al compartir las preguntas de los usuarios de forma anónima, y seguir promoviendo la conversación colocando las respuestas para la vista de todos los usuarios en otras stories.

Este puede ser un formato muy útil en tu estrategia de Marketing de Contenidos, sobre todo si tu marca tiene como objetivo posicionarse como una figura de autoridad o un líder de opinión en el nicho. Se puede generar contenido para responder dudas y educar a la audiencia en ciertos temas, recordando que la esencia de las stories es la brevedad, por lo que solo tendremos éxitos si podemos ser puntuales en nuestras respuestas.

 

Cuestionario: sigue sumando formas de interactuar

Luego de las preguntas y las encuestas, Instagram actualizó nuevamente sus stories para incluir los cuestionarios. En esta oportunidad el usuario genera una pregunta inicial y a continuación deja 4 opciones distintas, de las cuales una sola es la respuesta correcta a dicha pregunta. Una vez que el espectador selecciona una de las respuestas, (la que considera correcta) el sticker le mostrará si efectivamente tiene razón, o escogió la opción equivocada.

Esto podría convertirse en una forma divertida de poner a prueba el conocimiento de la audiencia en determinado tema, o simplemente entretener a los usuarios, para que ver historias no sea simplemente ocupar el puesto del espectador.

 

Grupos de chat: es momento de conversar

Esta es una de las actualizaciones más recientes de las historias en Instagram, le permite a los usuarios solicitar unirse a un grupo de chat que ha sido creado en la storie. De esta forma, la experiencia se transforma totalmente para terminar en una conversación privada entre varias personas con intereses comunes.

Las marcas, sin duda, deben aprovechar este potencial de la stories para impulsar sus objetivos relacionados al Marketing Conversacional, ya que no hay mejor interacción, que la que se genera de forma personal, individual y privada.

Esta actualización permite brindar contenido de mejor calidad incluso en este formato donde se impone lo inmediato, ya que por medio del chat se puede abordar a la audiencia con mensajes personalizados y ajustados a sus necesidades inmediatas. Lo que aumenta todas las posibilidades de generar impacto.

También, el hecho de conectar directamente con los usuarios representa una ventaja al momento de generar relaciones auténticas con cada seguidor, conversar te permitirá hacer más amigos de tu marca.

 

 

Personaliza tu contenido

Por tratarse de stories no quiere decir que no sea necesario algo de producción en el contenido, de hecho, las marcas que han integrado este formato a su estrategia saben cómo exponer la voz de la marca en cada mensaje.

Entonces, no está demás que incluyas a tus stories la tipografía, colores y los elementos visuales que identifiquen a tu marca, y además, no olvides el aspecto más importante, dirígete a tu audiencia de la forma más natural posible, recuerda que si quieres que interactúen contigo debes sonar amistoso.

Otro elemento que tiene mucho valor al momento de personalizar el contenido, humanizar a la marca, y ganar mayores relaciones, es proporcionarle una imagen humana real a las stories.

Si tu marca, tiene la oportunidad de incluir este elemento a su estrategia, no dudes en hacerlo. Porque sabemos que a fin de cuentas son personas quienes manejan el perfil de la marca, pero todos queremos relacionarnos con personas, esto hace mucho más fácil precisar una conexión. Y si algún representante de tu marca comienza a interactuar, mayores serán los resultados.

Incluso, no tiene que ser solo una persona, si tu empresa cuenta con un equipo de trabajo grande, da la oportunidad a los usuarios de conocer quiénes están detrás del nombre de tu marca, muestra el ambiente laboral, comparte sus experiencias, con esto tendrás mucho potencial para aplicar el storytelling y qué mejor formato que utilizar el formato de las stories.

Esta versión humana, real y espontánea de tu marca puede ser un gran potencial para conectar con tus seguidores. Recuerda que este formato cada vez nos invita a ser más auténticos, siendo esto lo mejor que podemos ofrecer a nuestros seguidores y por lo que nos recordarán luego.

Finalmente, aquí te dejo una divertida infografía con algunos ejemplos de cómo dar uso los stickers en las Instagram Stories, cortesía de NidoColectivo.com – Revista de Marketing de Contenidos.

 

Contenidos para Instagram Stories

Más que un formato, una oportunidad

El uso de las historias de Instagram nos permite impulsar el crecimiento de la comunidad, en este artículo hemos precisado que este formato tiene múltiples opciones para interactuar, todas permiten una experiencia distinta pero siempre apuntando a la espontaneidad, naturalidad y la versión más humana de los usuarios.

Además, considerando a las actualizaciones de las stories en orden cronológico, podemos llegar a la conclusión que las historias fueron hechas para interactuar, cada sticker nos permite comunicarnos de una forma distinta, y este debe ser el principal objetivo que debe seguir una marca a través de las historias en Instagram, motivar a su audiencia a interactuar.